Crítica vino tinto Josep Roca

Julio 2012

Sota els Àngels Tinto 2007. La biodinámica no es una moda, se transforma en un ecosistema que refleja el cosmos y la naturaleza de cada región donde se la practica. Esos son los principios antroposóficos de Rudolf Steiner que abdujeron a María Jesús y Guy.

El bagaje frenético de su vida anterior les condujo a una masía, sota els àngels, en un entorno virgen y alejado de fincas adyacentes. Un lustro apenas injertando sus raíces en el Baix Empordà y nos muestran su primer fruto en forma de vino. Sota els Àngels del 2007 muestra juventud y casta, coloreado de cerezas picotas, refleja ribetes cardenalicios evidenciando una buena viscosidad, presagio de un vino compacto y denso. Un cesto de frutos rojos y negros, aliñado con eucaliptos y mentolados, da la bienvenida aromática. La carmenere muestra su vertiente balsámica, la syrah su apunte pimentado, la samsó su fresca acidez y rusticidad local, el cabernet su núcleo duro y estructura académica y la merlot su afinidad terrosa en una tierra de arcilla donde se asienta bien. Un lecho de maderas nobles especiadas, dulces y suaves acarician su cuerpo. Muestra entereza táctil, con un volumen generoso y refresante acidez. Energía y elegancia. Un principio angelical. Guy y María Jesús buscan un equilibrio entre mente, cuerpo y espíritu, probablemente su vino proyecte su filosofía mostrando la armonía entre las partes agrícolas (mente), la calidad de la uva (cuerpo) y el color, aroma y el sabor del vino (espíritu). Felicidad emocional para su historia de calma y vinos. 

Josep Roca